sábado, abril 17, 2021
Inicio Periodismo La leyenda del Tiempo. Col. 20. El sueño de McSorley

La leyenda del Tiempo. Col. 20. El sueño de McSorley

La leyenda del Tiempo es una de las veintitrés columnas de un «antidiario» del confinamiento publicadas en el mes de mayo en Diario de León. Junto al relato fantástico La luz que no se apaga nunca forman la serie El sueño de McSorley. Esta serie es también un cuento, un monólogo teatral que interpreté en el Festival Celsius 232 de Literatura Fantástica de Avilés, entre la desescalada y los rebrotes.

La Revista Espacio 17 musas recopila ahora todos los textos de la serie El sueño de McSorley, a mitad de camino entre la literatura y el periodismo, entre la realidad y la ficción, como antesala del Curso de Creación Periodística que vamos a programar próximamente.

Una taberna de Nueva York que no ha cambiado en ciento setenta años. Una bodega del Bierzo con un ataúd junto a la barra. Una luz de emergencia en un garaje subterráneo que no se apaga nunca. Una novela sobre la Gran Hambruna que no termino de leer. El eco de las pandemias que han acechado a la humanidad. Y una serie de ruidos en el desván de mi casa durante los días del último confinamiento. 

Bienvenidos a este universo paralelo.


La leyenda del Tiempo

Anoche encendí tarde el televisor. Estaba demasiado cansado para leer. Y no tenía humor para escuchar otra vez esos extraños ruidos en el desván de mi casa, como si hubiera alguien encerrado allá arriba, que oigo cada vez que abro cierta novela sobre un grupo de inmigrantes irlandeses que cruza el océano Atlántico huyendo de la Gran Hambruna. Hay un maldito personaje -justo en el primer párrafo, lo conté hace unos días- que arrastra una pierna al caminar sobre la cubierta el barco. Y parece que haya saltado de la novela a mi desván.

O quizá solo a mi cabeza.

Así que me olvidé de El crimen del Estrella del Mar, y mira que la novela promete, y puse la televisión. Era cerca de la media noche. Acababa un nuevo día de desescalada en Ponferrada, con la ciudad inmersa en cierta sensación de normalidad a pesar de que el virus sigue al acecho. Y en La 2 emitían Desayuno con Diamantes, la comedia romántica que Blake Edwards construyó, a modo de cuento de hadas, sobre una novela más sórdida de Truman Capote. La he visto cuatro o cinco veces y como pasa con las buenas historias cada vez descubro algo nuevo. Pero apenas quedaban unos minutos, Audrey Hepburn ya había cantado Moon River, y cambié de canal.

En la primera cadena terminaba un nuevo capítulo de esa serie de TVE, El Ministerio del Tiempo, que ha logrado mezclar talento narrativo, unos buenos personajes con los que identificarse y una idea emocionante y nada maniquea sobre la Historia de España. El televisor mostraba a Federico García Lorca, el poeta asesinado, el poeta de Nueva York y de Granada, el poeta perdido también, porque su cuerpo sigue sin aparecer ochenta y cuatro años después del crimen. Y me quedé hipnotizado por el ambiente evocador del tablao flamenco que emergía de la pantalla.

Escena Ministerio del Tiempo Lorca y Julian
Escena Ministerio del Tiempo Lorca y Julian. TVE.

«A veces no sé qué es sueño y qué es realidad», le decía Lorca a uno de los personajes fijos de la serie, el agente Julián, mientras atravesaban juntos una puerta y los dos viajaban hasta Granada en el año 1979. Y en cuanto cruzaron el umbral, el poeta del Romancero Gitano escuchó unos versos suyos en la boca de un cantaor -y no era un cantaor cualquiera, era el mítico Camarón- con todo el local envuelto en la luz difusa de las lámparas de mesa y el sonido de las cuerdas de una guitarra: «El sueño va sobre el tiempo, flotando como un velero. Nadie puede abrir semillas en el corazón del sueño», cantaba Camarón. La leyenda del tiempo. Y el poeta, que ya sabía que lo iban a matar si volvía a Granada en 1936, se maravillaba de que España le recordara tantos años después. «Entonces no han ganado ellos. He ganado yo», le decía a Julián. «Dejemos las cosas como están».

Carátula del disco Leyenda del Tiempo Camarón de la Isla.
Carátula del disco La Leyenda del Tiempo Camarón de la Isla.

Esta mañana leo en las webs de algunas cadenas de televisión que la NASA ha encontrado evidencias de la existencia de un universo paralelo al nuestro donde el tiempo corre hacia atrás. Parece uno de esos bulos que nos acechan, ¿verdad? Pero luego pienso en los versos de anoche en la boca de Camarón; «Sobre la misma columna, abrazados sueño y tiempo, cruza el gemido del niño, la lengua rota del viejo». Y me preguntó qué habrá pasado con Lorca en ese lugar donde las horas van al revés.


Este relato fue publicado el 21 de mayo de 2020 en el Diario de León como parte de la serie Diario de un confinado, el día 67, La leyenda del Tiempo.

El texto es parte del material de trabajo para el Curso de Creación Periodística de Carlos Fidalgo en la Escuela del Espacio 17 Musas

Te invitamos a leer otros relatos y  artículos de Carlos Fidalgo en la Revista 17 Musas.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Siguenos en:

4,499FansMe gusta
1,134SeguidoresSeguir
818SeguidoresSeguir
527suscriptoresSuscribirte

La Infiltrada

Nuevo Curso de Creación Literaria Inicial con Espido Freire en Escuela 17 Musas

La Escuela 17 Musas reta a los incipientes creadores literarios con el nuevo Curso de Creación Literaria Inicial que imparte Espido Freire durante el...

Benjamín Prado imparte un Taller de Poesía en el Espacio 17 Musas

El poeta se pone al frente del Taller de Poesía: «Cómo hacer un poema de todos que sólo pueda ser tuyo». Prometió volver. Y...

El Funambulista Diego Cantero y Alejandro Martínez protagonistas de Lucha de Gigantes

El ciclo Lucha de Gigantes ha contado con Funambulista, con su líder Diego Cantero, como protagonista del segundo de estos encuentros virtuales, musicales y...

Ciclo Lucha de Gigantes empieza con Andrés Suárez y Carlos Vega como protagonistas

Vicky Gastelo modera el ciclo Lucha de Gigantes, un encuentro virtual y didáctico entre cantautores en el Espacio 17 Musas.La música ocupa un lugar...
- Advertisment -

Aforismos Espidianos

Nuevo Curso de Creación Literaria Inicial con Espido Freire en Escuela 17 Musas

La Escuela 17 Musas reta a los incipientes creadores literarios con el nuevo Curso de Creación Literaria Inicial que imparte Espido Freire durante el...
- Advertisment -

Segundas Intenciones

Nuevo Curso de Creación Literaria Inicial con Espido Freire en Escuela 17 Musas

La Escuela 17 Musas reta a los incipientes creadores literarios con el nuevo Curso de Creación Literaria Inicial que imparte Espido Freire durante el...
- Advertisment -

Mas populares

El papiro de Ani, un estudio sobre El libro de los muertos

Siempre es buen momento para sumergirse en el antiguo Egipto, pero leer El papiro de Ani en este momento cobra mayor significado. Es una...

Todos los libros ostentan… Aforismos Espidianos

Todos los libros ostentan patente de corso. Los libros, no sus autores. Espido FreireTe invitamos a leer otros artículos y aforismos de Espido Freire. También puedes buscar...

Cuando nos despertamos… Adagios JLF

Cuando nos despertamos, cuerpo con cuerpo -alma y noche-, el dinosaurio no solo seguía allí; le acompañaban todas las especies del Jurásico. José Luis FerrisTe invitamos a leer...

La memoria suele quedarse… Aforismos Espidianos

La memoria suele quedarse con lo bueno, pero no olvida los malos libros. Espido FreireTe invitamos a leer otros artículos y aforismos de Espido Freire. También puedes...